2010-08-28 23:56:48

Los mejores en la final
Duendes y Santa Fe RC se aseguraron definir el próximo sábado el Torneo Regional del Litoral, al resolver hoy por goleada sus respectivos clásicos ante el Jockey Club Rosario y CRAI, respectivamente

Desde el pitazo inicial Duendes se adueñó de la situación. Fue claro y preciso. También contundente. Buena obtención y mejor utilización. Muchísimo control, en velocidad, en ataque. Ordenado y preciso llevó el trámite por el terreno que más le convenía. Moviendo la pelota, buscando siempre darle dinámica, atacando desde el fondo, superando el primer tackle con relativa facilidad, los muchachos de Las Delicias fueron dominadores del terreno. Se apropiaron del juego, como si la presión que tiene todo clásico esta vez no existiera. Rugbísticamente se podría decir que se mostró atrevido, dispuesto a jugar desde cualquier sector.
Enfrente un Jockey que no atinaba a nada. Sin la pelota imposible gestar algo. En defensa, especialmente cerca de las formaciones le costaba frenar la primera puntada de los fowards rivales. Por eso se fue refugiando en su campo. Cediendo la iniciativa a su tradicional rival, que supo aprovechar el momento para visitar varias veces el ingoal verdiblanco, hasta asegurar el punto bonus y dejar sentado quien era el dueño del espectáculo.
El segundo tiempo fue instracendente. Es más, por momentos cayó en un pozo. Duendes casi pareció conformarse con lo hecho. Se lo vio impreciso en algunos movimientos que podrían haber tenido un buen destino. Jockey, con mucho amor propio, de arremetida se las ingenió para quebrar una defensa que no fue todo lo firme de otras tardes. Además el juego se hizo friccionado, talvez demasiado.
Por eso aparecieron las amarillas y todo se hizo bastante chato. El buen juego que había exhibido la gente de Las Delicias durante el primer tiempo, pasó al olvido y debió conformarse con el pie para mover el marcador.
Duendes ganó claramente. No dejó ningún tipo de dudas. Fue quien impuso las condiciones. Cuando jugó mostró volumen, aprovechó muy bien cada una de las pelotas que tuvo, propias o recuperadas. Cuando se dio por satisfecho, apareció el Jockey, por chispazos, a cuentagotas. Pero siguió controlando el trámite para asegurarse sin sobresaltos llegar a la última fecha de la mejor manera.
Otro que tampoco dejó dudas. Ganó de punta a punta. Se esperaba un clásico cerrado, parejo, de esos que se definen al final. Pero fue todo lo contrario. Desde el arranque el dueño de casa hizo caso omiso a la leyenda santafesina que dice "el clásico es mejor jugarlo de visitante" y le hizo ver al CRAI que esta vez era el invitado.
Con la receta de sus forwards el Santa Fe RC puso en claro sus pretensiones. Dejó la sensación de saber virtudes y defectos propios. También los ajenos. Explotó bien esa sapiencia y llevó el juego por donde quiso. Pero esta vez tuvo la precisión y la capacidad para definir situaciones, algo que había sido su talón de Aquiles hace una semana en las Cuatro Hectáreas. Pareció que aquella lección se aprendió y bien. Porque cuando pisó las 22 rivales, siempre volvió con puntos.
Su scrum volvió a mostrar cualidades ya conocidas. Y cada vez se va ganando mayor respeto, porque los de CRAI no son fáciles de llevar. En la hilera, por la cola hizo varios movimientos profundos buscando adueñarse del centro de la cancha, para desde allí relanzar juego. Y mal no le fue, por eso, decididamente dominó del terreno, porque además se adueñó de todas las salidas para volver al campo rival.
CRAI poco y nada. Además su indisciplina lo tuvo a mal traer. Sin embargo sobre el final del primer tiempo y en el arranque del parcial mostró intenciones de jugar. Cuando ganó un par de lines, buscó rápido afuera, pero no logró profundizar porque tuvo algunos errores de manejo en situaciones que parecían propicias.
Los tricolores, en cambio fueron oportunos. Apenas pasaron mitad de cancha volvieron a definir para ponerle paños fríos a las intenciones del rival que con el pie quería achicar el marcador. No fueron muchas ocasiones, pero las que se presentaron fueron bien definidas. Por eso el clásico santafesino, al igual que el rosarino estuvo definido mucho antes del pitazo del final.
Tanto Duendes como Santa Fe RC no dejaron ningún tipo de dudas. Ante sus clásicos rivales, en partidos que prometían ser palo y palo, pusieron en claro que los méritos acumulados durante todo el torneo los llevaron por el camino que conduce a la definición. En una semana, por primera vez en el historial, Rosario y Santa Fe, disputarán la final del Regional. Sin lugar a dudas, los mejores están en el lugar que se merecen.
 

Fuente: Supertry

Seguinos
Facebook
Twitter
Instagram