SantaFeDeportivo.com

2019-06-06 12:28:24

Los dos grandes motivos que separan a Unión y Bottinelli
El defensor es uno de los apuntados por Leonardo Madelón para continuar en el plantel, aunque sus altas pretensiones conspiran contra un nuevo arreglo.

Entre los pedidos que les transmitió Leonardo Madelón a Luis Spahn en el momento de acordar su continuidad en las oficinas de Cristian Bragarnik figuró una importante lista de jugadores que considera clave que se queden en el plantel para afrontar la próxima temporada.
 

Es que el gran mérito que tuvo la dirigencia en el mercado de pases de invierno del año pasado fue haber mantenido la base del plantel que venía de hacer historia al conseguir el boleto para jugar la Copa Sudamericana, primer torneo internacional que disputó el club en su historia.
 

El único de los jugadores importantes que quedó en el camino fue Lucas Gamba, a quien se le terminó su contrato y fue imposible desde lo económico poder renovárselo. Luego, en el mercado de pases de verano, fue vendido Franco Soldano, lo que representó otra baja de peso.
 

Sin embargo, con mucho ingenio tanto Madelón como los dirigentes los pudieron reemplazar con Franco Troyansky, Augusto Lotti, Maxi Cuadra y Nicolás Mazzola, quien cada uno aportó lo suyo para terminar cerrando otra magnífica temporada en la Superliga.
 

Pero para la próxima temporada parece que la sangría será aún mayor, ya que a muchos jugadores se les terminó el vínculo y será difícil retenerlos, mientras que otros podrían ser negociados ya que hay una gran expectativa de venta por ellos.
 

A uno de los que se les vence el vínculo es a Jonathan Bottinelli, quien para la temporada pasada fue el primero en renovar su vínculo. Sin embargo, en esta oportunidad todo parece indicar que las gestiones serán bastante dificultosas debido a las exigencias del defensor.
 

Es que el ex-San Lorenzo pretende una suba sustancial de su contrato, mientras que también pretende que se le firme un vínculo por dos temporadas y no por una sola como ocurrió en sus dos relaciones laborales anteriores.
 

En cuanto a lo económico los dirigentes buscan limar las grandes diferencias, ya que el jugador pidió prácticamente el doble de lo que percibía para renovar, mientras que solo pretenden hacerle un contrato de una año, atendiendo a que está en la etapa final de su carrera y no hay garantías suficientes de que llegue en un buen nivel a cumplirlo si se accede a su solicitud.
 

Es uno de los temas que los popes rojiblancos junto al manager Martín Zuccarelli buscarán resolver en los próximos días, para que Madelón en el primer día de pretemporda, que será el próximo miércoles 12 de junio, ya tenga la certeza sobre si podrá o no contar con el actual capitán del equipo.


Fuente: SFD-Radio Gol 96.7 fm-unosantafe.com.ar

Seguinos
Facebook
Twitter
Instagram