2017-09-25 20:22:14

La Superliga ya se comió a tres técnicos en cuatro fechas jugadas
Tras la derrota ante Colón, Nelson Vivas se fue de Defensa y Justicia, sumándose a Diego Aguirre de San Lorenzo y Gustavo Matosas de Estudiantes, luego de las derrotas de la Copa Libertadores y Sudamericana respectivamente.

La Superliga todavía no completó su cuarto capítulo, pero la reciente salida del entrenador Nelson Vivas de Defensa y Justicia, luego de la derrota ante Colón (3-1) en Santa Fe, extendió la lista que ya integraban los uruguayos Gustavo Matosas y Diego Aguirre, quienes se fueron de Estudiantes y San Lorenzo, respectivamente.

Vivas renunció al cargo luego de la caída del domingo ante el Sabalero por diferencias con la dirigencia del Halcón, donde discutió con Diego Lemme, dirigente e hijo de José, presidente del club, ya que éste le consultó por la inclusión de un jugador como titular. "Mi renuncia no fue producto de una calentura. Lemme me hizo un planteo que rozó la falta de respeto", esgrimió Vivas.

El técnico había asumido a principios de julio en reemplazo de Sebastián Beccacece, actual ayudante de Jorge Sampaoli en la Selección Argentina. Luego de debutar en la eliminación en la Copa Sudamericana, Vivas había logrado clasificar al equipo a los octavos de final de la Copa Argentina (triunfo 2-0 ante Temperley), pero el irregular arranque en la Superliga con un empate (4-4 contra Gimnasia), un triunfo (1-0 ante Estudiantes) y dos derrotas (ante Unión y Colón ambas 3-1) en fila, sumado al malestar con los dirigentes, apresuró su salida indeclinable.

Esta noche en La Plata se enfrentarán los otros dos equipos que durante la semana se quedaron sin entrenador, ya que los uruguayos Matosas y Aguirre se marcharon durante la semana luego de los traspiés en Copa Sudamericana y Libertadores, respectivamente. El primero en irse fue Matosas, quien el martes anunció su partida luego de la derrota ante Nacional de Paraguay por 1-0, como local, que redondeó el 0-2 del global que dejó al Pincha afuera de los cuartos de final de la Copa Sudamericana.

En la Superliga, el DT, que apenas estuvo 81 días al frente del plantel, debutó con una victoria (2-1 sobre Arsenal), pero luego perdió con Defensa y Justicia (1-0 en La Plata) y empató con Colón (0-0) en Santa Fe. "La experiencia con Matosas no fue la mejor. Hubo un contratiempo que modificó todo. Eso nos trastocó todo y nos agarró encima de una competencia, que no es lo mejor. La realidad es que la elección no fue la mejor porque no tuvimos tiempo para sentarnos, para hablar", reconoció el presidente Juan Sebastián Verón, quien recurrió a Matosas luego del rechazo que había generado entre los hinchas la decisión de poner en el cargo Lucas Nardi, quien en su momento había tuiteado en contra de Carlos Salvador Bilardo.

El que lo siguió en la lista de cesanteados fue su compatriota Diego Aguirre, quien luego de la eliminación del jueves pasado en cuartos de final de la Copa Libertadores de América a manos de Lanús entendió que su ciclo en San Lorenzo estaba terminado. El uruguayo dirigió 57 partidos oficiales y obtuvo 29 victorias, 12 empates y 16 derrotas. Del actual certamen se despidió invicto ya que igualó con Racing Club (1-1) y Rosario Central (0-0) y le ganó a Arsenal (1-0), pero su salida está relacionada exclusivamente a "no haber cumplido el objetivo" de meterse entre los cuatro mejores de Sudamérica.

Si bien todavía están en el cargo, la jornada del fin de semana dejó a Paolo Montero, entrenador uruguayo de Rosario Central, en la cuerda floja tras la dura goleada sufrida como local ante Banfield por 4-0. "Esto es fútbol y son resultados. Si tengo que dar un paso al costado lo doy", aceptó Montero en conferencia de prensa. El charrúa se jugará el cargo el próximo miércoles cuando el Canalla enfrentará a Boca por los octavos de final de la Copa Argentina.

Uno que pasó el examen fue Alfredo Berti, quien insólitamente quedó en el ojo de la tormenta con apenas dos partidos al frente de Argentinos. El Bicho obtuvo un valioso empate 1-1 ante River en el estadio Monumental y consiguió aire de cara a otro duelo exigente que será recibir a Racing en La Paternal.

Ricardo Caruso Lombardi incorporó a más de 20 jugadores en Tigre y todavía no pudo ganar en cuatro partidos (misma cantidad de empates y derrotas), pero cuenta con el apoyo de la dirigencia por su pasado exitoso en el club. Un caso similar es el de Humberto Grondona en Arsenal, ya que a pesar de las cuatro caídas todavía cuenta con crédito por haber conseguido la permanencia en la máxima categoría en la temporada pasada.

Fuente: SFD-La Red 96.7 - uno santa fe

 
Seguinos
Facebook
Twitter
Instagram